El Escudo de Avilés

         Diversos cronistas coinciden en la procedencia del actual escudo de la ciudad. Tuvo su origen en la conquista de la ciudad de Sevilla hasta entonces en poder de los árabes. Resulta que una flota, al mando del almirante santanderino Bonifaz, tomó la ciudad. Y lo hizo por mar en 1248, a pesar de que el Guadalquivir estaba cerrado por una enorme cadena de orilla a orilla. Pero un marinero avilesino, Rui Pérez, con la Nao construida y tripulada por marineros de Sabugo, puso a lo largo de su proa una enorme sierra, que a fuerza de mareas hizo ceder la cadena. Fernando III el Santo, concedió a Avilés, y a otras ciudades cantábricas, el privilegio de que se recordase para siempre esa aventura.

         El escudo figura en la parte central de la Bandera de Avilés: dos franjas azules horizontales, en los extremos, separadas por una franja blanca.

Escudo actual de AvilésEscudo actual de Avilés